Fallece el fundador de las peluquerías Raffel Pagès

El afamado peluquero y empresario Raffel Pagès, quien fuera el fundador de la reconocida cadena de peluquerías que lleva su nombre, la cual dispone de 80 salones actualmente en España y ofrece empleo a más 300 personas, falleció el pasado 9 de mayo, a los 78 años de edad, en la ciudad de Barcelona.

De acuerdo con lo indicado por la popular cadena de peluquerías en Barcelona a través de un comunicado oficial, Pagès era tanto un ícono dentro del mundo de la peluquería como un promotor de centros de formación especializados en este sector.

Raffel Pagès tuvo el privilegio de formarse en Carita de París, considerada como la mejor peluquería a nivel global durante la década de los 60, y allí logró comprender la importancia que supone el poder encontrar el equilibrio apropiado entre cuerpo, imagen y peinado.

Proveniente de una familia dedicada a la misma profesión

Nacido dentro de una familia de peluqueros, Raffel Pagès comenzó a adentrarse dentro del mundo de la peluquería junto a padre, un peluquero que ejercía desde el año 1925,  quien en contra de su hijo, lo inició en el oficio.

Como consecuencia de esto, a Pagès se le presentó esa gran oportunidad que había estado esperando, al poder trabajar en Carita, París.

Pagès se formó de la mano de Rosy Carita

Este reconocido estilista tuvo la oportunidad de formarse profesionalmente dentro de la aclamada cadena de salones parisinos Carita, considerados durante los años 60 como la mejor peluquería de todo el mundo.

Su maestra y mentora durante sus años de formación fue justamente Rosy Carita, una de las hermanas fundadoras de dicho establecimiento.

De acuerdo con Raffel, en París la peluquería era algo distinto. Representaba un mundo de imagen, estilismo, “haute couture” y también “haute coiffure”, el cual era completamente diferente a la perspectiva de la España gris que caracterizaba esa época.

Fue allí donde comprendió lo importante que resulta encontrar el equilibrio apropiado peinado, cuerpo e imagen.

pelo mujeres peluqueria

Así, teniendo el estilo parisino como fuente de inspiración, este reconocido peluquero y empresario tomó la decisión importar tanto el glamur como la luminosidad francasa, hacia esa gris España.

De esta forma en el año 1975 decidió abrir su primer salón en Barcelona, el cual logró alcanzar un enorme éxito y le permitió que sus servicios fueran demandados no solo por grandes compañías como L’Oreal, sino también por publicistas y particulares.

Para el año 1992, en la Ciudad Condal, Pagès dio inicio a su gran proyecto, el cual supondría la auténtica semilla de toda su marca, es decir, el Instituto de Perfeccionamiento Raffel Pagès, el cual consiste en un centro fundado con el propósito de formar exclusivamente a sus colaboradores, pero que en la actualidad se encuentra abierto a todos los profesionales del sector.

Un poco de su historia

Para Raffel Pagès, la peluquería consistía en más que solo un oficio; se trataba, como el solía decir, del “arte de los diálogos y los silencios”, una perspectiva a través de la cual desarrolló la “peluquería emocional”, la cual es llevada cabo tanto con las manos como con cada uno de los sentidos.

Y al momento de preguntarle acerca de las claves detrás de su gran éxito, era común que hiciera referencia a 4 términos y todo lo que ellos abarcan: invertir, intuir, investigar e innovar.

Es igualmente apropiado señalar que al tener una gran pasión tanto por la historia como por el arte, en el año 1960 comenzó a coleccionar objetos asociados con su profesión, lo cual permitió crear el Museo de Historia de la Peluquería, que destaca por ser el de mayor importancia, que actualmente dispone de más de 14.000 piezas.

Asimismo, es importante mencionar que teniendo siempre presente un afán por innovar, durante el año 2000 inició una marca nueva en el grupo que denominó como “Teentrends by Raffel Pages”, que representó un concepto de peluquería transgresora y emocional totalmente innovador, el cual definió como “el chic subversivo”.

Desde sus inicios, T & T logró convertirse, y aun lo es, en una explosión de creatividad, un estallido de sentidos estéticos tanto para mujeres como para hombres.

A sus 78 años, Raffel Pagès se trataba de un auténtico referente dentro del sector dedicado a la peluquería, y contaba con una biblioteca compuesta por alrededor de 3.000 libros acerca de peluquería, la cual representaba una de sus grandes pasiones, del mismo modo que otras diferentes áreas de la creatividad.

El negocio permanece en la familia y mantendrá su esencia

Hoy en día, tras el fallecimiento del fundador de las peluquerías Raffel Pagès, este negocio familiar se encuentra ahora en manos de Quionia y Carolina, las hijas de Pagès, quienes representan a la 3ra generación de esta familia de peluqueros y, quienes se han comprometido a mantener esa esencia con la cual fue fundada esta reconocida cadena de salones catalana.

Para terminar, solo queda decir que, Raffel Pagès quien fue y continúa siendo un verdadero referente dentro del sector de la peluquería, al estar el frente de su prestigiosa cadena de salones e impulsar la creación de diversos centros de formación enfocados a este sector, hoy día se posiciona tanto en el interior de España como más allá de sus fronteras, como una parte imborrable en la historia de la peluquería, sobre todo, dentro de su época dorada.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *